miércoles, 8 de febrero de 2017

Prepárese para un mercado bajista

Cada día, desde que el presidente Donald Trump asumió el cargo de presidente de Estados Unidos, parece traer un nuevo choque político, por lo que es probable que haya muchos sorprendidos de la resistencia de los mercados de acciones.

El nuevo presidente puede ser impredecible, pero esa volatilidad aún no ha llegado a los mercados financieros. Pero recuerde, independientemente del presidente, hay una alta probabilidad de que los inversores sufran un mercado bajista durante el tiempo de un ciclo electoral. Los mercados bajistas son un resultado natural de un sistema complejo como el mercado de valores, que es impulsado por las emociones que a menudo pueden llevar las cosas a los extremos.


No es divertido preocuparse por los mercados bajistas cuando las Bolsas europeas están en máximos multimensuales y Wall Street en cotas históricas, pero debemos prepararnos para una crisis antes de que ocurra, no después de que ya esté en marcha.

Desde la Segunda Guerra Mundial, ha habido 15 mercados bajistas en el S&P 500 (ver grafico vía Ben Carlson, ritholtzwealth.com):
De media, estos mercados duraron casi un año, y las acciones cayeron casi un 30 por ciento. También puede pasar bastante tiempo hasta que se recuperen los niveles perdidos. El período de recuperación más largo fue después del mercado alcista de 2000-2002, cuando se tardaron cinco años y ocho meses para que un inversor se recuperara del pico anterior. Después de la recesión de 2007, se tardaron cuatro años y cinco meses en recuperar los niveles precios.

Un mercado bajista promedio llevaría al S&P 500 a unos 1.600 puntos desde el actual nivel de 2.300. Eso seguramente provocaría un daño a los inversores, pero sólo nos llevaría de nuevo a donde estábamos a mediados de 2013, no exactamente el fin del mundo.

Asumiendo que usted es un inversor de largo plazo, necesita tener otras clases de activos para mantener la rentabilidad durante estas caídas del mercado. Para eso es por lo que se hacen los bonos de alta calidad. La siguiente tabla muestra cómo lo hicieron los bonos de plazo en estos mismos mercados bursátiles:

Puede ver que los bonos han hecho su trabajo protegiendo a los inversores durante las grandes caídas de las bolsas. De los 15 mercados bajistas de esta lista, sólo hubo un caso en el que los bonos cayeron, e incluso entonces fue una pérdida menor del -1,8% en el corto pero duro crash bursátil de 1987. Los bonos de plazo intermedio subieron un promedio de más del 7 por ciento, ganando más del 37 por ciento frente a las acciones durante un mercado bajista.

Una de las pocas garantías que tiene como inversor es que las cosas saldrán mal en algún momento. La naturaleza humana, asegura que será así. Pero esto también hace que sea muy difícil predecir cuándo llegará el próximo mercado bajista. Todos los datos del mundo sobre valoraciones, fundamentales, análisis técnico, eventos geopolíticos y sentimientos no pueden ayudarle a predecir el momento preciso en el que los inversores decidan colectivamente que es hora de entrar en pánico.

La historia puede proporcionar un modelo para la forma en que las cosas suelen desarrollarse, pero vale la pena recordar que cada ciclo es diferente. La oscilación del péndulo desde la euforia al pánico puede durar varios años - como sucedió desde 2000 hasta 2002 - o puede suceder en un instante - como lo hizo en 1987. Todos los inversores necesitan tener un plan de contingencia porque los mercados rara vez cooperan y se desarrollan exactamente como usted desea. La gente está constantemente sorprendida por lo que sucede en los mercados porque no tienen un plan para ese momento.

La mayoría de los inversores asumen equivocadamente que solo se puede ganar dinero durante los mercados alcistas. Los mejores inversores entienden que se puede ganar dinero sobreviviendo a los mercados bajistas. La mejor manera de prepararse para los shocks del mercado es anticipar cómo reaccionará cuando sucedan y, a continuación, seguir fielmente ese plan no importa lo que suceda a continuación.
Ben Carlson, ritholtzwealth.com

No hay comentarios :

Publicar un comentario en la entrada

m