viernes, 14 de octubre de 2016

CICLOS nada tienen que ver Suecia, Alemania, Holanda, con Italia, Portugal, Noruega, Italia o España

"Los actores en los mercados cambian, pero los mercados sobreviven. Las modas en los mercados pasan, pero los mercados siguen en pie. Y así una secuencia amplia proyectada en la historia. Lo que sucede ahora no es nuevo en los mercados. Hay elementos, situaciones y comportamientos, patrones, en definitiva, que se repiten. Sólo cambia el decorado del momento, el número y condición de los participantes y, si se quiere, también las reglas de juego. Pero la esencia de los mercados es la misma. Por ello, nos guste o disguste, la Bolsa es una una sucesión de ciclos, como la vida y la economía. Nada ni nadie ha logrado por ahora variar el curso secular. Incluso la Manipulación Histórica de los bancos centrales, como sucede ahora, no conseguirá modificar el curso de los acontecimientos. La Manipulación Histórica Actual ha variado el cauce del río de la Bolsa, pero el río siempre vuelve a su cauce original", me dice uno de los viejos lobos de mar, que me envía el siguiente enlace para la reflexión. En los últimos 110 años se han alternado mercados bajistas y alcistas de ciclo, que han durado en promedio cerca de 17 años. El último mercado bajista se inició en 1965, cuando el Dow Jones llegó a los 1.000 puntos por primera vez en su historia, y finalizó en 1982, cuando alcanzó esos 1.000 puntos por sexta vez. Posteriormente se desarrolló el mercado alcista de ciclo de 1982 a 2000. La situación actual es inquietantemente parecida a la sucedida durante 1.965-1.982. De hecho, si finalmente el mercado bajista finalizó en 2009, sería el más corto en los últimos 110 años", me dice el CEO de una importante gestora, que añade:


"Otro gran problema, es la gran distancia que separa a USA del resto del mundo respecto al crecimiento. USA muy bien podría haber llegado a la cima de un nuevo ciclo expansivo, mientras el resto del mundo apenas se ha incorporado..."
***
Un análisis de interés
El equipo de análisis del banco privado Andbank señalan en un reciente informe, titulado Una década pérdida, que los beneficios de las empresas europeas han caído un 30% desde los máximos de 2007. Además avisan de que “desde que los beneficios hicieran suelo en 2009, estos lejos de acercarse a su tendencia, poco a poco se han ido alejando”. ”Los beneficios de las empresas europeas han caído un 30% desde los niveles máximos desde 2007”, señalan de forma gráfica los expertos del banco andorrano. Aunque matizan que “esta es la media, que como siempre esconde realidades muy diferentes”. Según su análisis, “nada tienen que ver Suecia, Alemania u Holanda, con Italia, Portugal, Noruega, Italia o España”.
En su estudio a detalle, apuntan a que “sectorialmente tampoco cabe hablar de un comportamiento homogéneo ya que la caída del 30% esconde realidades tan diferentes como las mineras, los bancos o las energéticas, con el consumo, salud o software. Desde Andbank, avisan de que “desde que los beneficios hicieran suelo en 2009, estos lejos de acercarse a su tendencia, poco a poco se han ido alejando”.
El equipo de análisis del banco privado señalan que una de las cuestiones más llamativas es el enorme diferencial entre Estados Unidos y Europa en términos de beneficios. “Mientras el primero ha superado con creces los niveles de 2007, el segundo ya vimos que se encuentra muy por debajo”. Esto es especialmente llamativo cuando comparamos el mercado americano y el italiano, aunque “se podría hacer también con el español”.
Esta evolución de los beneficios también ha dejado notar en las ratios de las compañías. Según Andbank, el PER, el número de veces en las que el beneficio está comprendido en el precio de la acción actualmente la media oscila en torno a 14-15 veces. “Nada que ver si utilizamos los beneficios pico de 2007, donde apreciaríamos notables sobrevaloraciones y mercados muy baratos”, apunta.
Los analistas señalan que “no cabe hablar de barato frente caro”, ya que “el mercado se ha profesionalizado en gran medida y, se debe tener caro cuales son los ganadores de los próximos años, lo cual supone llegar a los beneficios en último término”.
PAÍS POR PAÍS
”Merece la pena observar la importancia que tienen la composición de los índices y, sobre todo en los últimos tiempos, la composición geográfica de las ventas de las compañías”, apuntan. A Italia o a España las lastran los sectores energéticos y financieros. Alemania se ve beneficiada por su amplia diversificación, así como el aspecto exportador de sus sectores de consumo, industrial o tecnológico, aunque también tenga bancos.
En el gráfico sobre ventas, se ve la revisión de estimaciones de los analistas, en términos mensuales, donde se observa como cayeron fuertemente en el caso de las empresas con mayor presencia en emergentes durante los últimos años, “algo que parece haber empezado a cambiar en los últimos meses”.
Ante esta situación, desde Andbank recuerdan que “es importante conocer las características de los índices, desde los distintos puntos de vista, antes de acometer una decisión de inversión”.
***
Europa vs USA
Según el consenso de mercado recogido por FactSet, a partir de 2017 Europa empezará a recortar la distancia que existe con Estados Unidos en materia de ganancias, pese a que todavía esto no será así.
A cierre de este año, se estima que las compañías del selectivo S&P 500 alcancen una nueva meta: ganarán más de un billón de euros por primera vez en la historia -igual que lo que movió la economía española en 2015-. Esto es el doble de lo que se espera para las compañías europeas, que cerrarán 2016 con un beneficio conjunto cercano a los 540.000 millones de euros, recuperando así una cifra no vista desde la previa de la crisis de Lehman Brothers. Hay que retrotraerse hasta 2007 para encontrar ganancias similares: aquel año el Stoxx 600 superó los 600.000 millones de euros de ganancias.
Eso es lo que parece a tenor de las previsiones de los expertos. A cierre de este año, el beneficio de las firmas europeas crecerá un 40% respecto a 2016, cuando alcanzarán los mencionados 537.000 millones de euros. Esto es el doble del aumento esperado para el S&P 500, cuyas compañías ganarán un 20% más. 
Tras lo que ocurre este año se producirá un cambio en la hegemonía bursátil con un mayor crecimiento del Viejo Continente frente a EEUU. Hasta donde existen estimaciones creíbles, esto es, hasta dentro de tres años, las firmas europeas aumentarán su beneficio a un mayor ritmo que las estadounidenses. De cara a 2017, el conjunto del Stoxx 600 alcanzará los 637.000 millones de euros, con un crecimiento del 20% respecto a este ejercicio, frente al aumento del 13% que vivirán las estadounidenses hasta los 1,2 billones. Y lo mismo sucederá en 2018. Y eso que vienen mal dadas para ambas economías

No hay comentarios :

Publicar un comentario en la entrada

m